Bilardo y la viveza criolla.

Argentina es un país curioso.A lo largo de mi vida he ido conociendo argentinos (a ambos lados del charco) y he llegado a la conclusión que Calamaro en aquella canción que decía ” nacimos desorientados y nos educaron como a tarados” tenía bastante razón.Gente con cultura,con pensamiento crítico…pero a la vez con enormes contradicciones,rayando por momentos la esquizofrenia en sus opiniones.Evidentemente en todos los países hay de todo y no es bueno generalizar,pero mentiría si no dijese que los argentinos con los que me he topado tendían bastante a la “entropía mental” a poco que los iba conociendo.

Supuestos pacifistas argentinos que justificaban la Guerra de las Malvinas o porteños que odiaban a Videla,pero sin embargo presumían de aquel triste Mundial 78 arreglado por el Régimen, son solo dos ejemplos clásicos con los que me he topado en multitud de ocasiones.Aún no sé si es complejidad o capricho lo que define al argentino promedio,pero esta forma de ser explica muchas cosas que suceden en ese país.

La llamada “viveza criolla”…el sacar beneficio propio con malas artes de una situación concreta, es una de cosas que define a Argentina.

Muchos son los argentinos que presumen de la viveza criolla ante los “pelotudos gallegos”;así en los negocios se van robando unos a otros como si estuviesen conjugando un verbo (yo te robo,tú me robas,nosotros te robamos,ellos me roban,etc),como si trataran de saldar las cuentas con el Universo en una especie de “karma argento” o de la “entropía criolla”…o qué sé yo.

Uno de los más grandes representantes de la viveza criolla argenta, es el inefable Carlos Bilardo…el Doctor en Medicina Carlos Bilardo,más concretamente.

Bilardo nació en Buenos Aires hace ya 72 años.Mediocampista tosco y de brega,pasó sus años de profesional como futbolista en San Lorenzo y Estudiantes,equipo este último con el que logró sus mayores éxitos (3 Libertadores y 1 Intercontinental).

A pesar de su pobre técnica,tenía otras virtudes ocultas..como los alfileres que ocultaba en el pantalón corto y que no dudaba utilizar contra los rivales.Echarle tierra en la cara al portero en los saques de corner o presionar al árbitro, eran especialidades suyas también.

Otra de sus grandes “virtudes” era el acoso psicológico;él y otros jugadores de Estudiantes se dedicaban a recabar información sobre la vida personal de los contrarios para descentrarlos durante los encuentros.Así por ejemplo, si sospechaban que la mujer del portero de Racing le estaba poniendo los cuernos,se pasaban todo el partido llamándole “cornudo”.E incluso iban más allá y no dudaron en llamar asesino a Barnao,después de que la escopeta del jugador de Independiente se disparara accidentalmente,matando a un compañero de caza.Todo un ejemplo de fair play.

Entre pinchazos y mobbings,Bilardo se fue sacando la carrera de Medicina y así, tras su retirada como futbolista,Carlos Bilardo,adopta el título de Doctor Bilardo.No sabemos si firmó el juramento hipocrático..pero si lo hizo,debió de ser con una cruz,en vez de con una rúbrica.

Su etapa en los banquillos fue una prolongación de su etapa de futbolista.La viveza criolla con título de Médico,hizo que echara somníferos en los bidones de agua que después ofrecía a Brasil durante el Mundial de 1990.Sin duda,un Mengele del fútbol “El Narigón”.

 

 

 

Tras su salida de la selección argentina,(en la que estuvo 7 años) pululó por equipos como el Sevilla ,donde siguió dando más muestras de su exquisito talante:

 

 

También  fue seleccionador de Guatemala y Libia.Desconocemos si echó algo en el vaso de Muamar Gadafi cuando este no miraba,pero el caso es que fue despedido al poco de hacerse cargo del puesto.Finalmente,tras entrenar una temporada a  Estudiantes,se retira en el 2004,dejando tras de si,títulos y escándalos por igual.

Si entiendes a Bilardo,entenderás Argentina….pacifistas guerreros,humildes soberbios o médicos que perjudican a pacientes, al ritmo del  “Oíd,mortales”  mientras ceban mate.

¿Yo? Argentino!

 

Anuncios

7 comentarios en “Bilardo y la viveza criolla.

    1. Lo sé Germán…pero ya sabes que siempre pagan justos por pecadores.
      El jugador argentino fue históricamente muy agresivo y con muchas tablas.En Europa se prefiere siempre al argentino que al brasileño….el argento suele ser más profesional que el brazuca al que le suele gustar más la joda que a un niño un lápiz.
      Pero una cosa es ser competitivo/agresivo y otra cosa es ser violento y un hijo de mil putas como Bilardo.

      Un placer como siempre verte por aquí 😉

      1. Me da azco leer este pésimo, triste y resentido blog, habla de Bilardo una persona que no tiene autoridad para nada que no creo que haya jugado al fútbol jamás amargo y pobre que podés decir resentido de un campeón en el año 1959 con San Lorenzo, campeón 1.958 en el panamericano triple campeón de la libertadores campeón intercontinental y campeón y subcampeón mundial como ténico creador del sitema táctico 3.5.2 y además enfermo envidioso DOCTOR EN LA UBA VOS QUE SOS UN POBRE TRISTE RESENTIDO NO EXISTIÍ S BLOG DE CUARTA AMARGO BILARDO ES LO MÁS

      2. Gracias por tus palabras,por tu exquisita educación y por tu maravillosa ortografía,Pablo. Yo no he pensando tanto en ti como tú en mi…con todo te agradezco el comentario sosegado,cabal y de autoridad que escribes.Gracias por mostrarme la Luz de la verdad en el fútbol,deporte que seguro has practicado más que yo.

        Saludos y vuelve pronto!! 😀

  1. Me gusta leer sobre este tipo de personajes en el fútbol, te muestra diferentes matices de los deportistas y personas; en mi país (El Salvador) está Ramón Fagoaga que investigaba sobre la vida de las esposas de los rivales para hablar de ellos durante el juego o los golpes que les daba en zonas estratégicas a la hora de recibirlos cuando defendía los tiros de esquina. En lo personal me parece que la forma de jugar demuestra la clase de persona que eres, por eso también es bueno indagar sobre la historia de la persona para tener todo el cuadro bien pintado.

  2. Tal vez esté hablando desde la ignorancia, o tal vez no, pero el asunto es que Bilardo hizo locuras, pero fu mucho más DT que todos los impresentables que siguieron después de él.

    Bilardo hacía picardías y utilizaba métodos muy poco ortodoxos, pero al fin y al cabo, esos poco ortodoxos métodos nos llevaron a conquistar la Copa del Mundo en 1986 y obtener un tercer lugar en la Copa América de 1987, que de paso, se realizó en Argentina.

    Más allá del bidón “supuestamente contaminado” de Branco, una pobrísima perfomance donde las actuaciones fueron bastante magras, y el subcampeonato, hay que decir que Bilardo fue un técnico muy bueno, lástima que sus declaraciones polémicas y las picardías que mencioné, lo convirtieran en otro “impresentable”, si hablamos de la farándula.

    Uno no puede comparar a Bilardo con todos los muertos que vinieron después de él. En resumidas cuentas, esto es lo que nos hizo cada técnico que vino después de él:

    BASILE: Basile siempre fue impresentable como DT, y más allá de ganar las Copas América de 1991, la Confederaciones 1992 y la CA de 1993, hicimos un papelón perdiendo de local 0 – 5 contra Colombia. Ni qué decir del mundial, donde el único partido que jugamos bien fue ese 4 – 0 a Grecia, que encima debutaba en mundiales. Contra Nigeria ganamos de recontra pedo, y después nos culió Bulgaria. Aunque estas selecciones tenían varias figuras (Okocha en Nigeria, Stoichkov y Kostadinov en Bulgaria), siempre fueron equipos “medio pelo”, es decir, del montón. Lo mismo en octavos con Rumania, donde el dopaje del Diegote nos re cagó y Sensini e Islas no supieron contener a los rumanos: Sensini se cansó de correrlos de atrás, e Islas dio terribles ventajas en los tiros libres, sino, fíjense en el video del primer gol de Rumania, donde Dumitrescu lo vacuna.

    PASSARELLA: Con Passarella, las cosas cambiaron, pero no mucho. Lo más destacado fueron los Juegos Panamericanos de 1995 y el subcampeonato en los JJOO de Atlanta 1996, donde Sensini la volvió a cagar y nos culió Nigeria. En las Eliminatorias, impresentable: Probó 10 arqueros distintos en apenas 18 partidos, convocó casi siempre a varios jugadores que estén en River o, en su defecto, los represente Gustavo Mascardi, y no es broma. Esa era, muchos la recuerdan como la “Era VIP” de la Selección, donde pertenecer era la clave. Más allá de que a la selección DEBERÍAN ir los mejores futbolistas, más que nada imponía lejanía para con la albiceleste. El Mundial pasó casi desapercibido, salvo por los penales que Roa le atajó a Inglaterra. Una vez más, nuestro querido amigo Sensini la cagó, dejando a Ayala para que agarre a Bergkamp, cuando era él quien debía pararlo.

    BIELSA: Contundencia en el juego, un sólido 3-4-3 y una sola derrota en eliminatorias, nos auguraban el camino del éxito, pero esa palabra parece no figurar en el cerebro de Bielsa, quien le erró muy feo en no poner a Batistuta y Crespo juntos como referentes de ataque, justificando su decisión con que “No se puede jugar con dos 9” Desilución mundialista y subcampeonato de América en 2004.

    De Pékerman no se puede decir mucho, salvo el que no llevó al Pupi Zanetti al Mundial, porque, dentro de todo, fue la etapa más coherente.

    Luego, llega lo que yo le llamo “El Triunvirato Basile – Maradona – Batista”, tal vez, la etapa más vendehumo, polémica y antifútbol de la historia de la Selección.

    Después, de Sabella no puedo decir mucho tampoco, porque nos llevó a pelear el Mundial después de 24 años, precisamente, durante la época de Bilardo.

    Ahora, con el Batata Muertino (Tata Martino) como DT, no creo que esta selección llegue muy lejos.

    Y si hablamos de clubes, Estudiantes, el equipo de sus amores, venía de hacer pésimas campañas y luchando por no descender. Cuando Bilardo tomó las riendas en el 2003, más allá de resultados rimbombantes como el 6 – 2 que les propinó River, Estudiantes repuntó notablemente y, 6 años después, se ubicó en los primeros planos del fútbol mundial al ganar su cuarta Copa Libertadores. Las otras tres las ganó Bilardo, pero como jugador.

    Básicamente, la etapa más gloriosa de Estudiantes y de la Selección tiene a Bilardo como protagonista principal. Menotti fue menos coherente que las declaraciones del Loco Gatti, porque ese mundial (1978), se ganó mitad por los jugadores y mitad por la dictadura militar, pero no profundizaré en cosas de la política.

    Como cierre, les voy a dejar una pequeña reflexión: Si tanto criticamos a Bilardo y a los DT que ganaron algo cuando dirigieron la Selección, ¿por qué no vamos nosotros a dirigirla? Hablar es muy fácil, porque el aire es gratis. Igualmente, yo no defiendo a Bilardo ni a sus ocurrencias, solo doy mi opinión sobre su ciclo, el más coherente tal vez.

  3. He aquí un claro ejemplo de un texto pseudoargumentativo. El autor da primero la premisa y luego busca argumentos que la avalen. Para ello, falsea datos (Argentina fue 4º en la Copa América del ’87, no 3º), omite otros (Argentina bajo Basile también ganó la Copa Artemio Franchi) o minimiza los logros de los supuestos rivales de Bilardo. No es justo descalificar los éxitos de Basile, por ejemplo. Es verdad que el equipo del Coco cayó 0-5 con Colombia; pero es justo decir que también se mantuvo invicto 32 partidos (entre los que se incluyen 4 matches contra Brasil y un empate en Wembley) y que solo perdió 6 veces en 4 años. De esas derrotas solo es achacable la sufrida con Ecuador en la previa a USA ’94. Las otras fueron contra Brasil, 2 contra Colombia (la mejor Colombia de la historia) y contra Bulgaria y Rumania (también las mejores selecciones de esos países) Y, si hablamos de derrota contra equipos “medio pelo”, destacaremos China 1 Argentina 0; Australia 4, Argentina 1 y Camerún 1, Argentina 0; todas ellas bajo el mando del “Coherente” Bilardo. (¿sabrá lo qué significa esa palabra?). El último ¿argumento? es realmente risible Dice “…por qué no la dirigimos nosotros?” La respuesta es muy sencilla: Porque la AFA no nos llama. Si lo hicieran, yo agarro seguro. No debe ser tan difícil elegir a los mejores 11 y ponerlos a jugar a la pelota. Por si los popes afistas se deciden; les dejo mi teléfono 155326….
    Pd: ¿Hacía falta enardecerse tanto con Sensini?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s