EE.UU. vs México,más que 90 minutos

Los vecinos y máximos rivales de la CONCACAF siempre han tenido una relación bastante tirante. Ya en los primeros años de existencia de México se vió como, a los gringos, eso de romper acuerdos de buena vecindad se les daba muy bien. El emergente y recién nacido EE.UU. quería expandirse hacia el suroeste a costa de sus vecinos de habla hispana. De hecho, hasta llegó a hacer ofertas económicas por territorios que pertenecían por aquellos tiempos a México. Al negarse los mexicanos a este “trato”, los estadounidenses actuaron como lo siguen haciendo en la actualidad:”si no me das lo que quiero ahora mismo, te declaro la guerra”.

Fue así como Texas, California, Nevada, Utah, Arizona, Nuevo México y partes de Wyoming, Colorado, Kansas y Oklahoma pasaron a manos de los estadounidenses.”The home of the braves” dejó a sus vecinos mexicanos sin “home” ( 55% de su superficie,2.100.000 kilómetros cuadrados).

Imagen

Eso de despojar a un país soberano de más de la mitad de su territorio no creo que entrara dentro del slogan tantas veces mentado por los estadounidenses de ” Democracia y Libertad”  y para intentar calmar su conciencia, trataron de limpiar la ignominia a base de dinero.Los yankis les dieron a los mexicanos 15 millones de dólares acabada la guerra, suponemos que por las “pequeñas molestias y daños colaterales ocasionados”. De esto hace ya casi 200 años, pero sigue estando vigente en la actualidad.

Aún hoy en día, EEUU sigue tratando a México como a su colonia más folklórica, un patio de atrás que habla en castellano y por donde entra la cocaína de Sudamérica. Parece exagerado lo que digo,pero es así….o si no pregúntenle a un yanki promedio qué opina sobre México y a ver qué les dice.

Los mexicanos se han tenido que tragar muchas veces el orgullo ante el Tío Sam y sus dólares.Nadie muerde la mano que da de comer y cuando tienes una familia que alimentar, supongo que el orgullo es algo secundario y los desprecios e insultos racistas tienen mucho menos valor que ver a tus hijos salir adelante en un país tan competitivo y cruel como es los EEUU.

Aunque muchos mexicanos en EEUU lo disimulen, la relación con los yankis no es lo que se dice muy afectuosa. Esto queda demostrado con cada partido de fútbol que juegan entre ellos. El nivel de odio y de insultos que se ve en los estadios mexicanos cuando vienen los gringos, es algo pocas veces visto. En 90 minutos tratan de hacerles pagar todos los desprecios de los últimos 200 años.Es un partido simbólico, sin ninguna duda.

 

 

La rivalidad futbolística entre los vecinos norteamericanos comienza en 1934 en un partido de clasificación para el Mundial de Italia. Curiosamente el encuentro no fue disputado en México ni en EE.UU., como hubiese sido lo normal sino en la propia Italia unos días antes del comienzo de aquel Campeonato amañado por Mussolini.

El 24 de Mayo de 1934 ( 3 días antes del comienzo del Mundial) y en Roma, los americanos se jugarían a  partido único su participación en el Mundial. Los estadounidenses contaban por aquel entonces con un equipo compuesto en su mayoría por veteranos jugadores escoceses, los cuales habían logrado un meritorio tercer puesto en el primer Mundial de Uruguay 1930. A priori eran superiores a los mexicanos y lo acabaron demostrando en el terreno de juego, al imponerse a los aztecas por 4-2. EE.UU. estaría en el Mundial`34 y México tendría que conformarse con verlo como espectadores.

Esa primera victoria “estadounidense” (no había casi ningún estadounidense en aquel equipo) ante los vecinos del Sur sería anecdótica. Con la retirada de los viejos escoceses y la incorporación de los auténticos estadounidenses al equipo nacional de los States, empezaron las palizas mexicanas:

– 12 de Septiembre de 1937,Mexico 7 – USA 2.

– 17 de Septiembre de 1937,México 7 – USA 3.

– 26 de Septiembre de 1937,México 5 – USA 1.

– 13 de Julio de 1947,México 5 – USA 0.

– 4 de Septiembre de 1949,Mexico 6 – USA 0.

– 18 de Septiembre de 1949,México 6 – USA 2.

– 10 de Enero de 1954,México 4 – USA 0.

– 14 de Enero de 1954,México 3 – USA 1.

– 7 de Abril de 1957,México 6 – USA 0.

– 28 de Abril de 1957,México 7 – USA 2.

– 6 de Noviembre de 1960,México 3 – USA 3.

– 13 de Noviembre de 1960,México 3 – USA 0.

– 7 de Marzo de 1965,México 2- USA 0.

– 3 de Septiembre de 1972,Mexico 3 – USA 1.

– 10 de Septiembre de 1972,México 2 – USA 1.

– 16 de Octubre de 1973,México 2 – USA 0.

– 5 de Septiembre de 1974,México 3 – USA 1.

– 8 de Septiembre de 1974,México 1 – USA 0.

– 24 de Agosto de 1975,México 2 – USA 0.

– 3 de Octubre de 1976,México 0 – USA 0.

– 15 de Octubre de 1976,México 3 – USA 0.

– 27 de Septiembre de 1977,México 3 – USA 0.

– 9 de Noviembre de 1980,México 5 – USA 1.

A partir de los años 80, comienzan las dificultades para los mexicanos que ven como los vecinos del Norte se profesionalizan gradualmente, pues hasta esa fecha, eran poco más que deportistas amateurs. El 23 de Noviembre de 1980 (46 años después de la última victoria estadounidense sobre México), los States consiguen imponerse al combinado azteca en Florida por 2-1, en un encuentro clasificatorio para España `82.

En 1991 volverían a ganar los gringos por 2-0, en semifinales de la Copa Oro de la CONCACAF. En 1995 los apalizarían por 4-0 en la US Cup. Y así poco a poco, la cosa se iría emparejando en nivel hasta la actualidad en la que ambos equipos van alternando victorias y derrotas en sus enfrentamientos. Aunque quizá México esté un poco por encima de los estadounidenses, el nivel es bastante parejo.

Ninguno de los dos equipos norteamericanos acaba de dar el salto definitivo para meterse entre la élite del fútbol mundial. México ha dado muy buenos jugadores puntuales, pero nunca ha conseguido ensamblar un equipo conjuntado y con tablas. Hugo Sánchez, Cuauhtemoc Blanco, Jorge Campos, Márquez, Chicharito y Guardado son ejemplos de ello…jugadores destacables en un equipo mediocre que le cuesta mucho ganar fuera de su Federación.

Los estadounidenses por su parte, han dado muchos menos talentos al mundo del fútbol, pero a base de cabezonería y trabajo han conseguido al menos hacerse respetar y que la gente no les diga que se vayan a jugar al béisbol, como pasaba hace tres o cuatro décadas.

Los gigantes de la CONCACAF están lejos aún de los mejores, pero se les espera con impaciencia.P ara el fútbol mundial sería algo muy bueno que irrumpiera con fuerza un equipo norteamericano que amenazara la supremacía de europeos y sudamericanos. Esperemos que ese equipo sea México.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s