La tragedia de Superga.

Siempre que cojo un avión pienso que voy a morir.Es algo superior a mi.Da igual que me hablen de las estadísticas de siniestralidad tan bajas que tienen los aviones en comparación con otros medios de transporte,mi primer pensamiento cuando me abrocho el cinturón en una aeronave es que será la última vez que lo haga.Durante el despegue,las palmas de las manos me empiezan a chorrear y busco desesperado los ojos del sobrecargo intentando que su mirada me infunda algo de serenidad.No llegué nunca al pánico,pero reconozco que en alguna ocasión de turbulencias no me faltó demasiado.El lexatin y el whisky a palo seco son mis fieles compañeros de viaje a 20.000 pies.Si he de morir en un impacto contra el Atlántico, al menos que sea anestesiado hasta las orejas.

Sé que las posibilidades de morir en un avión son inferiores a las de ser alcanzado por un rayo,pero ni así consigo olvidar todas las noticias de siniestros aeronaúticos como el vuelo 603 de Aeroperú,el Concorde de 2000 o el de Spanair en Barajas en el 2008.No hay estadísticas positivas que hagan desaparecer los miedos del ser humano.

Si en la actualidad,con los excelentes medios de los que se disponen existen accidentes,imagínense en los primeros años de la aviación comercial con aquellos aviones de hélice que parecían maquetas de juguetes en comparación con los actuales.La tasa de accidentes antes de la época de la aviación a reacción era muy elevada y realmente había que tener bastante estómago para volar en aquellas latas con hélices.No es casual que dos grandes equipos de fútbol desaparecieran en aquellos tiempos por accidentes aéreos.En 1958 fueron los Busby Babes los que se dejaron la vida en Munich,en un fallido intento de despegue.Aquel hecho conmocionó a Inglaterra, que jamás volvió a tener una plantilla de jugadores tan brillante y carismática como aquella.

Aquella fue la primera desgracia que ocurrió en el mundo del fútbol por culpa de los aviones, pero no la última.Otra tragedia de igual calado ( o incluso más) sucedió en Italia en 1949.Los desgraciados viajeros eran los futbolistas del Torino,que volvían de disputar un partido homenaje contra el Benfica en Lisboa,en honor  al por aquel entonces recientemente retirado Xico Ferreira.

El vuelo trancurrió sin incidentes hasta más o menos alcanzar el espacio aéreo italiano.A partir de aquí,la niebla apareció en escena e hizo que la desgracia fuera posible.A las 17.05 del 4 de Mayo de 1949,se estrella contra la Basílica de Superga el avión que traía de vuelta al orgullo y última esperanza italiana, en aquellos duros años post- Guerra Mundial.En Superga moría el último equipo italiano estilista.Nunca más volvió un equipo italiano a jugar de aquel modo que hacía que toda Italia (hincha del Torino o no) se sintiese orgullosa de su país,en una época de miseria y privaciones muy grande.

El impacto en el pueblo italiano fue tal,que obligaron a ir a la selección azzurra en barco para el Mundial de 1950 en Brasil.Al menos tuvieron suerte de que no hubiera icebergs por el camino y de que el barco no se llamara Titanic II.En aquel Mundial Italia no luciría, aún con los ojos llorosos y de luto por aquella escuadra de lujo del Toro, que era lo contrario al catenaccio al que nos tienen acostumbrados en la actualidad los equipos del país de la bota.

 

Pd.Como las desgracias nunca vienen solas…me acabo de enterar hace un rato del fallecimiento de Manolo Preciado en la madrugada de hoy,debido a un ataque al corazón.La verdad es que me caía bien Manolo,era un tipo cercano,sincero y desprovisto de toda pose de divo engominado que se lleva en el fútbol actual.Era ex-futbolista profesional y entrenador de fútbol y hablaba con todo el mundo de igual forma.Con él nadie valía más,ni valía menos porque sí.Sin duda es una muy mala noticia la desaparición de esta persona que tendría que servir como modelo de hombre de fútbol en este país.

Desde aquí mi sentido pésame.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s