Espérance,el Club que burló a Francia.

A pesar de que la fama de conquistadores en Europa se la lleven España e Inglaterra principalmente,Francia se ha mostrado siempre muy aplicada a la hora de colonizar territorios.Así en la actualidad, aún sigue teniendo bajo su Soberanía regiones tan variopintas como Guayana Francesa (en plena Sudamérica),Guadalupe,Martinica y la mitad de San Martín (en el Caribe),San Pedro y Miquelon (al lado de Canadá),Nueva Caledonia,Walis y Futuna y la Polinesia Francesa (con la famosa Tahití a la cabeza) en Oceanía, y las islas de Mayotte y Reunión (al lado de Madagascar),en África.Todo esto sin contar los territorios antárticos y australes sin población que tienen los franceses bajo su dominio y que no parecen muy dispuestos a soltar.
Todo lo citado anteriormente son los rescoldos del vastísimo Imperio colonial francés, que llegó a ocupar casi el 10% de la superficie total del planeta,siendo África su base de operaciones fundamental.Si la colonización de América tuvo a España como principal protagonista,la de África tuvo en Francia a su actor principal (con permiso de Portugal).

Tras la Primera Guerra Mundial,el neocolonialismo francés en el Norte de África estaba en pleno apogeo.Gran parte de Marruecos,Argelia,Túnez,Siria y El Líbano estaban bajo dominio galo con el eufemístico nombre de “Protectorados”,aunque no eran más que Colonias al estilo moderno.

Como ya vimos hace unos meses,en el Protectorado Español de Marruecos se fundaron diversos equipos de fútbol integrados por católicos,musulmanes e incluso judíos.El Club con más solera del “Marruecos español” fue el Atlético Tetuán,que llegó incluso a participar en la Primera División española en la temporada 1951-52.

En los Protectorados Franceses en cambio,las autoridades galas fueron bastante más severas en lo tocante a temas deportivos y religiosos.En la zona bajo influencia francesa se imponía la religión única, sin posibilidad alguna de incluir nombres o símbolos islámicos en los escudos de los equipos.Además,los Presidentes de los Clubs fundados en los Protectorados franceses tenían que haber nacido en la Metrópoli,para de esta forma imposibilitar cualquier conato revolucionario de la población local.

Con este panorama se fundó el Espérance Sportive Tunis (Túnez) en 1919.La intención de los fundadores del equipo tunecino era convertirse en el primer equipo integramente musulmán del país y además ser uno de los bastiones fundamentales contra el colonialismo francés en el Norte de África.La misión se antojaba complicada para aquellos jóvenes idealistas magrebíes encabezados por Mohamed Zouaoui,pero valiéndose de la astucia consiguieron burlar a las autoridades galas.

Tras un año de papeleos y trabas burocráticas,el Espérance Sportive de Tunis quedaba constituído tras copiar a escondidas los estatutos del Racing Club de Túnez, el equipo creado en 1904 bajo el nombre de FC  Túnez que contaba con las simpatías de las autoridades galas.El “topo” ya estaba infiltrado en el fútbol del Protectorado Francés de Túnez.Los galos tragaron el anzuelo y  autorizaron la creación del Club, que se convertiría con el paso de los años en núcleo duro de la Resistencia contra la ocupación europea.

Las autoridades francesas designaron a Louis Montassier como Presidente del Espérance,pero éste sería depuesto tras unos meses por presiones internas,dejando el cargo en manos de Mohamed al-Maliki,el primer tunecino en lograr un puesto directivo en un Club de fútbol.La primera batalla del Espérance contra Francia había sido ganada.

Así fueron pasando los años hasta que Túnez alcanzó la Independencia en 1956.El Espérance Sportive Tunis veía por fin su sueño hacerse realidad.El objetivo del Club en lo social había sido logrado y ahora tocaba hacer lo mismo en el plano deportivo nacional e internacional.Tras la Independencia de Túnez, el Espérance logró numerosos éxitos:dos Ligas en 1958 y 1960 y una Copa en 1957.El Espérance Sportive iba camino de convertirse en el equipo más importante del país,por delante del Club Africain,su máximo rival histórico.

Internacionalmente el Club tunecino ha tenido también días de gloria, al alzarse con dos Champions League CAF (la versión africana de la Champions League europea) en 1994 y 2011.Por la consecución del Campeonato de África en 2011,el Espérance tuvo la oportunidad de participar en el Mundialito de Clubes que se disputó en Japón el año pasado.Su actuación no fue muy destacada (quedaron últimos tras perder los dos partidos disputados),pero ha servido para volver a poner a Túnez en el panorama mundial del fútbol.

El Club fundado en un Café del barrio tunecino de Bab Souika en 1919, puede perder partidos pero nunca perderá la esperanza.Casi 100 años después de ser fundado por un puñado de jóvenes rebeldes tunecinos, sigue siendo inspiración para muchos que sueñan con un Mundo más libre y más justo.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s